Cobrar facturas impagadas, uno de los buenos propósitos emprendedores para el año nuevo

Al empezar un nuevo año, siempre tenemos en mente buenos propósitos en los más diferentes ámbitos. En el caso de los emprendedores, establecer objetivos a cumplir es el principio para alcanzar el éxito.

Si eres emprendedor, ten en cuenta estos propósitos para el año nuevo

  1. Mejorar la productividad:

Ya nos lo decía Jim Clark en una de sus citas célebres: “Cuando quiero ir más rápido no corro más, me concentro más”. Mejorar la productividad no se trata de trabajar más sino de optimizar el tiempo y aprender a delegar tareas, cuando sea necesario.

  1. Cobrar facturas impagadas

La falta de liquidez es uno de los principales problemas a los que se enfrentan las pequeñas y medianas empresas. Para evitar ese trastorno y contar con el capital necesario para seguir invirtiendo en el negocio y cumplir con sus obligaciones financieras, un buen propósito para el año nuevo es contar con una empresa de factoring especializada en la gestión de cobros que te adelante el dinero y se encargue de recuperar todos los pagos pendientes.

  1. Contar con buenos coladores

El equipo es el bien más valioso de un negocio. Si tienes un buen grupo de profesionales a tu alrededor, piensa en cómo puedes cuidarlos para que sigan aportando lo mejor a tu empresa. Si no los tienes, es el momento de pensar en cómo reclutarlos.

  1. Cuidar tu salud

Tu empresa es muy importante, pero si no cuidas tu salud, tu esfuerzo no tendrá sentido. Para el próximo año, intenta practicar algún tipo de actividad física a menudo, además de cuidar la alimentación. De no hacerlo, tu salud mental y física se resentirán, así como tu negocio.

  1. Buscar la rentabilidad

Tener mucho trabajo no siempre es sinónimo de rentabilidad. Evalúa la actividad financiera de tu empresa y procura mejorar los procesos productivos para balancear la productividad y el rendimiento financiero.

  1. Invertir y asumir riesgos

Para que una empresa crezca, es necesario reservar una parte de los beneficios en nuevas herramientas, equipos, tecnología, nuevos procesos, etc. Para ello, es muy importante contar con la liquidez que permita asumir determinados riesgos. Una de las formas de conseguirla es apostar por el factoring, un servicio financiero eficaz y muy utilizado actualmente.

  1. Ser generoso

Sé agradecido con los demás y contigo mismo. Apoyar a la gente de tu alrededor o utilizar tu empresa para respaldar alguna causa medioambiental o social te aportará más satisfacción personal y profesional.